viernes, 13 de julio de 2012

El dibujo a lápiz

El lápiz de grafito puede ser de mina dura o mina blanda, se establece en dos series, la H que es para los lápices duros, sobre todo para dibujo técnico. Cuanto mayor sea el número más duro es el grafito. El lápiz blando está denominado con la letra B, también tiene una intensidad mayor cuanto más alto sea el número, esto quiere decir que es más blando y mancha más.



 Al realizar un dibujo en lápiz podemos trazar líneas finas o sombreados variando la posición del mismo. Lo idóneo en un buen dibujo es hacer las líneas mediante tramas ordenadas y paralelas arrastrando la mina suavemente sobre el papel y consiguiendo un sombreado homogéneo y limpio.
Los lápices de colores son la opción más sencilla para colorear, si se colorea con lápices afilados sobre papel suave se obtendrán finos y detallados resultados . Si utilizamos un papel más rugoso y lápices sin afilar con la punta redondeada se tendrá un efecto menos detallado aunque con un coloreado más continuo. Si se utilizan ligeramente los colores se podrán borrar con una goma normal, mientras que si se aprieta un poco sobre el papel será difícil de borrar sus marcas. Los lápices blandos se pueden correr un poco sobre el papel, por lo que es necesario fijarlos mediante algún producto.

 marta786.wordpress.com

El trazo en el dibujo a lápiz con grafito debe ser expresivo, con fuerza, marcando bien las tramas con trazos paralelos
 e incidiendo con mayor fuerza allí donde hay tonalidades oscuras. el dibujo estará bien hecho si la técnica está 
bien cuidada y los trazos son limpios, si los tonos están bien valorados, o sea si tienen la oscuridad que les corresponde.


Dibujo a lápiz realizado con difumino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario